¿Qué puedes aportar?

Seguro que en más de una ocasión te has planteado hacer un voluntariado pero ha habido algo que te ha echado para atrás como, por ejemplo, no tener claro cómo puedes ayudar tú a una causa en concreto o qué puedes aportar en el día a día de una ONG.

Bien, pues dedicándote al mundo de la comunicación y el diseño, puedes ser de gran ayuda en este tipo de entidades. Una ONG siempre necesita más manos o, como en este caso, más cabezas pensantes.

  • Muchas cosas que contar sin saber cómo. La mayoría de estas pequeñas organizaciones necesitan comunicar algo y eso les supone un gran problema: ¡no saben cómo hacerlo! Es exactamente en este punto donde entras tú: que tienes ese don para las palabras, los conceptos, los diseños… o que tienes una mano especial para Photoshop o After Effects. ¡Toda ayuda es bienvenida en una ONG!
  • Potencia tus habilidades dando lo mejor de ti. Lo bueno de hacer voluntariado es que las dos partes salís beneficiadas: por un lado, la causa con la que colabores agradece muchísimo tu dedicación y, por otro lado, sientes una gran satisfacción personal por haber aportado algo positivo a la sociedad. Pero, además, haciendo proyectos como los que proponemos en La Cremallera en los que puedes practicar tus habilidades, ganas experiencia y puedes potenciar tu portfolio* de cara a tu futura salida al mundo laboral donde, sí o sí, van a mirar tu experiencia y, sobre todo, tu recorrido.

* Ay, el portfolio, esa palabra mágica que se merece un paréntesis en medio de este post. El portfolio, por si no lo sabes es eso que te van a pedir llames a la puerta que llames para conseguir un trabajo. Es eso que demuestra tu creatividad, proactividad, tu talento y tu valía. Y si estás empezando ahora la carrera y crees que todavía queda mucho para ese momento, sentimos decirte que te equivocas. Cuánto mejor aproveches estos años para ir haciendo trabajillos para tu carpeta, más tranquilo respirarás cuando llegues a 4º Así que menos mal que estás aquí, ¡ahora puedes llenarlo de campañas reales! 

Está claro que si has llegado hasta aquí es porque te pica el gusanillo de hacer tu propio proyecto y, además, de hacer algo bueno por alguna causa social. Desde La Cremallera te animamos a que explores los proyectos actuales y que te lances a colaborar con algún proyecto porque será una experiencia muy enriquecedora para ambas partes.

Si ves que te animas a escribir a una ONG o asociación, te animemos a que en el mail que mandes para intentar formar parte del proyecto, te presentes brevemente; es decir, que cuentes un poco de ti, de tus gustos, tus aficiones, tu formación… Lo suficiente para que se hagan una imagen de ti y les sea más fácil contar contigo para el proyecto.